Logo soymaratonista

Consejos para aliviar el dolor muscular en las piernas

Escrito por: SoyMaratonista

Visitas:

El ejercicio físico es fuente de salud. Puede ayudar a prevenir el aumento de peso, la diabetes tipo 2, las enfermedades cardíacas y la presión arterial alta. Como recuerda la propia Organización Mundial de la Salud, la actividad física reduce los síntomas de la depresión y la ansiedad, y mejora las habilidades de razonamiento, aprendizaje y juicio.

Pero, además, los maratonistas corremos porque nos hace sentir bien. Hay pocas sensaciones comparables a cruzar la meta, y ni qué decir tiene que el mero hecho de correr ya nos produce placer. Sabemos que el ejercicio físico nos ayuda a sentirnos mejor porque estimula la producción de la endorfina, la serotonina y la dopamina, las llamadas “hormonas de la felicidad”.

Ahora bien, también sabemos que correr genera un estrés muscular del que luego tendremos que recuperarnos, y que probablemente durante algunos días sintamos algo de dolor. La causa del dolor muscular en las piernas es la acumulación de ácido láctico, un compuesto terminal del metabolismo energético en la primera fase de actividad física.

La aparición de dolor muscular después de un entrenamiento intenso o de una carrera de competición es habitual y, hasta cierto punto, esperable. Sobre todo, si no se está entrenado suficientemente o si se ha realizado mucho esfuerzo. Lo sabe cualquier runner y, por eso, conviene asumirlo con naturalidad y estar preparados.

Sentir dolor muscular después del ejercicio es normal

Consejos para prevenir el dolor muscular en las piernas después de una carrera

  • En SoyMaratonista ya te hemos explicado algunas claves para acelerar la recuperación después de un ejercicio intenso y reducir así el dolor. Por ejemplo:
  • •Continua moviéndote durante quince o veinte minutos a intensidades bajas. De esta forma, favoreces la eliminación del ácido láctico.
  • •La inmersión en agua fría es otro método popular. Quienes recurren a ella aseguran que reduce la inflamación, probablemente gracias a un efecto de vasoconstricción, aunque en este caso no existe aún suficiente evidencia para conocer los mecanismos fisiológicos que producen este efecto.
  • •Si la zona se inflama y aparece un hematoma, es probable que necesites una valoración médica inmediata y tratamientos específicos. En los dolores musculares en las piernas producidos por distensiones o desgarros, la intervención habitual se basa en la estrategia PRICE (Protección; Reposo; Hielo; Compresión; Elevación), dirigida a reducir la formación del hematoma y a mitigar el dolor. Después, como alivio adicional de las molestias pueden usarse antiinflamatorios no esteroideos (AINE), como Ibuprofeno con Arginina (Espididol), durante unos días. Ojo, no estamos hablando de agujetas ni, mucho menos, de consumir estos medicamentos de forma “preventiva” antes de la práctica deportiva. En todo caso, recuerda siempre consultar a tu médico antes de iniciar cualquier suplementación o medicación.
  • También conviene ingerir mucho líquido para reponer el agua y las sales minerales que el cuerpo excreta durante la sudoración. La deshidratación y la carencia de elementos esenciales para una contracción muscular correcta (el sodio, el potasio, el magnesio o el calcio, por ejemplo) están relacionados con el dolor y la sensación de fatiga.
  • •La realización de masajes que descompriman la zona es otro mecanismo bastante efectivo, siempre que recurras a especialistas titulados como los fisioterapeutas.

¿Qué tan útil fue esta publicación?

¡Haz clic en una estrella para calificarla!

Puntuación media 1 / 5. Recuento de votos: 1

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en calificar esta publicación.

Etiquetas: entrenamiento salud

Planes para correr

ETIQUETAS

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pin It on Pinterest